Reciclado de residuos en los procesos de metalurgia del vidrio

Sin comentarios septiembre 10, 2020

Recodiga de residuos en procesos de metalurgia Hoy en día, está claro que España es un país comprometido con el reciclaje del vidrio. Solo el año pasado se recogieron selectivamente casi 900 000 toneladas de este material, dando lugar a una media de 19 kilos por ciudadano. En este artículo se detalla el proceso de reciclado de residuos en la metalurgia del vidrio.

Las plantas de tratamiento, una instalación primordial

Una de las cualidades del vidrio es que puede ser reciclado sin límite de veces, pues no pierde calidad, algo que sí sucede con otros materiales. De igual forma, permite ahorrar hasta un 30 % de energía más que si se obtuviera por primera vez. En resumen, es un proceso ecológico y que contribuye a la economía circular.

El reciclaje de este material no podría llevarse a cabo de una forma tan eficaz si no fuera por la existencia de las plantas de tratamiento. Es en este lugar donde se recogen los envases depositados en los iglús y se reciclan al 100 % mediante una serie de procesos automatizados y apoyados por la mano de obra humana.

¿Cómo es el proceso de reciclaje en la metalurgia del vidrio?

A continuación, se mencionan las distintas tareas que se emplean para el procesado en la metalurgia del vidrio.

1. Recepción de los residuos

Se traslada el vidrio de los contenedores urbanos a los camiones y, posteriormente, se descarga en cintas transportadoras. Aquí, se separa el vidrio de otros residuos que no deberían depositarse en el iglú (papeles, plásticos, cartones, etc.).

2. Clasificación

En esta fase se llevan a cabo distintos trabajos de filtrado para clasificar el vidrio en función de su granulometría. Asimismo, se divide según su color, distinguiéndose el verde, el café (o incoloro) y el ámbar.

3. Procesamiento

Las máquinas KSP detectan los fragmentos opacos que pudieran existir en cada envase para eliminarlos mediante aire comprimido. En este sentido, se retiran compuestos que estaban presentes en el producto de fábrica, como las etiquetas o las anillas metálicas. Esto es primordial para eliminar pequeños restos ajenos al vidrio que pudieran afectar a la pureza del resultado final.

4. Trituración

Después de las tres fases anteriores, el vidrio ha sido adecuadamente clasificado y los envases se han despojado de impurezas. Ahora se tritura para convertirlo en calcín (una especie de polvo grueso formado por vidrio molido y limpio).

5. Fabricación

Surge una nueva cadena de producción con capacidad de hacer envases idénticos a los ya procesados. Se parte del calcín para fabricar nuevos productos, con la ventaja de que requiere menor temperatura para su fusión. En este último paso, se funde junto con caliza, hidróxido de sodio y arena.

En definitiva, el proceso de reciclaje del vidrio es una de las grandes oportunidades para apostar por unos hábitos de consumo circulares, preservando el medio ambiente y minimizando el gasto energético. En Recuperaciones de Vidrio Norte somos referentes en este tipo de labores. Nos haremos cargo de todas las fases del procesado, desde la recuperación de residuos hasta su gestión. Todo aquel que necesite de estos servicios, que apueste por Recuperaciones de Vidrio Norte.


Sin comentarios