¿En qué consiste la cadena de reciclaje?

Sin comentarios marzo 26, 2020


Cadena de reciclaje Nosotros somos el paso previo a la cadena de reciclaje. Cada vez más la población se está concienciando de la necesidad de contribuir a la reducción y optimización de los residuos a través del reciclaje. Los plásticos, los cartones y el vidrio van destinados a lugares diferentes. Todos somos responsables del viaje de los residuos que una vez que sale de nuestra casa, pero esto no ha hecho más que empezar.  

¿Qué pasos conforman la cadena de reciclaje?

  • Origen
  • Recuperación
  • Planta de transferencia
  • Planta de clasificación
  • Reciclador final

El inicio de la cadena del reciclaje

El origen de los residuos se clasifica en dos grupos claramente diferenciados: doméstico o comercial e industrial. Podemos decir que es el primer eslabón y donde se genera la basura. Cuando hablamos de origen doméstico, nos referimos a nuestros hogares, sin embargo, el comercial son las tiendas, restaurantes y comercios. El industrial hace referencia a empresas e industrias. Como habíamos comentado con anterioridad, cada uno de estos residuos irán a un contenedor de reciclaje distinto.  Las grandes empresas, suelen recurrir a una subcontrata de residuos para su gestión. 

Es esencial cumplir con estos pasos para no romper la cadena.

El trayecto de los residuos

El segundo paso en la cadena de reciclaje es la recuperación de la basura. Reciclar es mucho más que separar. De hecho existen contenedores de metal, plástico o hierro con una gran capacidad que compactan y destruyen.

La planta de transferencia

Esta parte puede faltar en la cadena, ya que no siempre está presente.  Es el lugar donde se hace acopio de residuos para reunir la mayor cantidad posible y no desperdiciar el viaje con la recogida de poca basura. Un ejemplo de lo que comentamos, son las plantas que tratan papel y cartón. Aqui, se recoge todo el material de este tipo, se prensa en grandes cubos y de ahí es transportado a la siguiente ubicación. De esta manera se reducen costes. 

Clasificación

Es el elemento fundamental dentro de la cadena de reciclaje. Se aprovecha para separar y clasificar los residuos para que todo quede unificado y dividido en grupos donde pueda transportarse por separado. Es la manera de agilizar el trabajo de las plantas de tratamiento y reciclaje. 

Fase Final: tratamiento de residuos

La última etapa de esta cadena de reciclaje es el tratamiento de los residuos. Hay diferentes plantas para tratar los residuos mediante técnicas diferentes. Pueden ser de varios tipos:

Recicladoras (de papel y cartón, plástico, metales, madera, vidrio…)

Depósitos controlados (comúnmente conocidos como vertederos)

Plantas de producción de energía (biomasa, biogás, incineradoras…).

Además de las cinco etapas mencionadas, los distintos materiales podrán pasar por procesos concretos en función de sus características.

Tras ser reciclados, los objetos vuelven a la cadena de la vida pero dándoles un segundo uso. Aquí reside la magia del reciclaje, lo que comenzó con un pequeño gesto de cada persona acaba dándole vida al planeta. Todo tiene un impacto positivo,ya que se reduce el número de vertederos, minimizamos las emisiones de CO2, ahorramos agua y energía, y se genera empleo sostenible.

Y tú, ¿te unes al reciclaje?


Sin comentarios